Primer plato

El primer Festival de la Gordita se celebró en Colotlán

Se prepararon 33 mil gorditas. Guadalupe Medina Herrera, pionera en la elaboración de este antojito, recibió un reconocimiento

Francisco Vázquez Mendoza

Foto: Francisco Vázquez M.

Sabes que algo puede tener éxito, si se hace viral. Esa fue la expectativa al ver que el logotipo del 1er Festival de la Gordita comenzaba a multiplicarse en los muros y en los tweets de los colotlenses (los que habitan el pueblo y los que emigraron). Pero nunca imaginas que la realidad superará a las redes sociales.

El 16 de septiembre pasado, 22 locales participaron en el 1er Festival de la Gordita en Colotlán, Jalisco, bajo la organización de la Presidencia Municipal, la Secretaría de Turismo de Jalisco y la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac), el cual tuvo un costo de 145 mil pesos.

El evento inició a las 9 am, y una hora después era imposible caminar por el pasillo central y la gente esperaba, en promedio, una hora para recibir su pedido. Las gorditas se ofrecieron en dos presentaciones: doradas en manteca y al comal. Hubo las tradicionales de carne de puerco en chile rojo, así como las de chicharrón, chilaquiles, papas, rajas, frijoles con queso, etcétera.

Al final, los organizadores dieron las cifras generales ante la exclamación del público; esa expresión que emite el que se muestra gratamente sorprendido: se vendieron más de 33 mil gordas, se calculó entre 10 y 11 mil el público asistente y los hoteles de Colotlán estuvieron casi el 100 por ciento de su ocupación.

Guadalupe Medina Herrera, una señora de brazos gruesos, comenzó a vender gordas doradas de carne de puerco en chile rojo, en 1964. Ella, posiblemente, es la pionera; por ello el comité organizador del festival le dio un reconocimiento. Si tomamos como parámetro a la señora Guadalupe, la venta de gordas en Colotlán están cumpliendo 53 años. Antes solo ella y hoy son decenas de locales que la hacen, a la gordita, una tradición colotlense.

Foto: Francisco Vázquez M.

Maru Toledo, chef, investigadora y activista a favor de la comida tradicional, fue una de las jurados. Consultada sobre la relevancia de este primer festival de la gordita, comentó: “Este tipo de eventos ayudan a que los habitantes identifiquen un valor común. Que ellos decidan lo que quieren que se convierta en su identidad. Eso es maravilloso. Cuando una comunidad consigue hacer esto, realmente van a trascender porque es por unanimidad”. (Una entrevista con Maru sobre su visita a Colotlán, próximamente aquí en Jaliscocina.com).

 

Ganadores de los diferentes concursos

La pionera

Reconocimiento a la señora Guadalupe Medina Herrera, pionera en la venta de gordas en Colotlán.

Foto: Francisco Vázquez M.

 

 

 

 

 

 

 

Los comelones

El más comelón: Luis Ángel López Mares y Ricardo Solano ($2,000.00) Fue un empate, comieron 13 gorditas en 6 minutos. Se repartieron el dinero.

Foto: Francisco Vázquez M.

La comelona

La más comelona: Yolanda Jeaneth Enríquez Rodríguez ($2,000.00). Se comió 7 gorditas en 3 minutos.

Foto: Francisco Vázquez M.

El mejor puesto

Mejor stand: Irma Graciela Camacho Medina ($4,000.00).

Foto: Francisco Vázquez M.

Mejor guiso tradicional

Mejor guiso tradicional: Leonor Márquez Esparza ($8,000.00).

Foto: Francisco Vázquez M.

La innovadora

Gordita innovadora. Guillermina Olague ($8,000.00). Ingredientes: Champiñones, chile guajillo, ajo, perejil, pimiento. Frita en manteca. En forma de cochinito. Otras gorditas en esta categoría: hubo de camarón, de maíz azul, picadas en manteca y con espinaca con queso y también gordas de carne de conejo.

Foto: Francisco Vázquez M.

También podría gustarle

No hay comentarios

Dejar una respuesta